jump to navigation

DESNUDO O NADA – JULIO GONZÁLEZ julio 4, 2008

Posted by Revista Vamos in Arte.
Tags:
trackback

Fotografías que provocan. No importa qué, pero provocan. Ese es el objetivo del trabajo de Julio González, un joven cruceño que se presenta como un artista subversivo. y está interesado en las formas del cuerpo y su interacción con el espacio público.

Escrito por: Paola Iporre

Fotografías de Andrés Unterladstaetter

Menuda advertencia la que hace Julio González cuando alguien le pide una fotografía: “Desnudo o nada”, dice sin reparos este artista cruceño de 26 años que hace poco presentó su primera exposición individual llamada ‘Hijos del Paraíso’. “El desnudo me interesa muchísimo”, señala ante aquella presentación de once cuadros que se caracterizó, precisamente, por mostrar dos cuerpos desnudos durante un plácido juego de caricias, besos y provocaciones.

“El desnudo será muy recurrente en mi trabajo”, predice Julio a pocos años de haberse iniciado en el mundo fotográfico y cuando las reacciones frente a su trabajo no se hacen esperar, sobre todo por tratarse de propuestas que cruzan la línea de lo admitido culturalmente (por lo menos en Bolivia) y que pueden catalogarse como ‘arte subversivo’.

Estudiante de arquitectura, y por lo tanto muy observador de las formas, este joven artista afirma que busca ir más allá de una foto bien tomada, con el encuadre correcto o bajo las reglamentaciones técnicas que le enseñaron en el curso de fotografía básica que tomó para entenderse con la cámara. “Me interesa lo que hay detrás de la fotografía, lo que está de fondo, el contenido; lo que prima es lo que se quiere expresar”, señala.

Su estilo, marcado por la estética del erotismo –por llamarlo de alguna forma-, se apoya en la exploración del cuerpo, sus formas, sus volúmenes y su composición, en esa plástica posible gracias a las diferencias existentes entre los cuerpos.

El suyo, además, es un trabajo de exploración del entorno, de acción y que busca algún tipo de reacción de la gente, ya sea buena o mala. ¿Cuál es la reacción de los bolivianos ante esto? es una pregunta que resulta obligada para este artista que ya tuvo la oportunidad de mostrar algunos de sus trabajos en el extranjero, como Portugal y Argentina: “A mí siempre me interesaron las reacciones malas, porque es con eso con lo que se puede reflexionar y cuestionar. Pero aquí he tenido muy buenas críticas”, responde, no sin antes explicar que a la hora de realizar su trabajo las respuestas no fueron las mismas.

“En Bolivia la cultura todavía es muy cohibida, por ejemplo cuando yo propongo hacer un desnudo, la persona lo piensa mucho… eso es porque aquí todavía no se acepta el cuerpo tal como es. En Santa Cruz por lo menos existe una concepción del cuerpo muy idealizada por el tema del modelaje. No es un tema de apertura sino de reconocimiento: de reconocer que yo tengo mis rollitos o que mis piernas son muy flacas; la gente no quiere reconocer su cuerpo si no es como el cuerpo de la modelo o del modelo”, explica, y comenta, en forma de pronóstico, la reacción que piensa puede desatarse en La Paz, donde tiene planeado mostrar su arte en breve: “Quizá sea más complicado porque la gente tiende a ser más introvertida, allá el tema es más mental que físico”.

Así, este cruceño que poco a poco se abre paso en el mundo artístico, nos enseña una forma particular y dinámica de explorar el mundo y sus reacciones, aunque para eso tenga que desnudarnos.

Perfil

Julio González tiene 26 años, estudió arquitectura en la UPSA y actualmente prepara su proyecto de grado. Trabaja en la Constructora Tempo. Hace cinco años se dedica a la fotografía y ha participado en varias exposiciones colectivas. Como resultado, obtuvo un par de menciones honoríficas: una en la XV Bienal de Arte de Santa Cruz (2006) y la otra en el Premio Municipal de Fotografía 2007.

ACCIÓN Y REACCIÓN

El monumento de Elffy Albrecht, líder fundadora del Comité Cívico Femenino, hace poco sufrió el violento asalto fotográfico de Julio González que, con el afán de replantear la función del espacio público, se trepó desnudo hasta lo alto de la estatua en un rápido movimiento que buscaba captar la atención de los transeúntes.

“Ya había hecho este tipo de fotografías en España y Argentina, pero no tan violentas”, indica Julio al explicar esa su otra forma de explorar el entorno: contraria al trabajo introvertido que realiza en escenarios cerrados, con personajes y ambientes, ésta es una labor extrovertida que entra en un juego subversivo de acción y reacción con el espacio público como protagonista.

“La idea es replantear qué tan nuestro es el espacio público y ver la reacción de la gente, que con tanta saturación de imágenes en el entorno ya no ve lo que pasa a su alrededor”, advierte González.

Anuncios

Comentarios»

1. Silvana - julio 7, 2008

a mí me encantó la exposición de Julio y me quedé con las ganas de conversar con él y decirle lo que me sugerían las fotos, contarle mi experiencia.

así que este es un acercamiento a lo que quizás pudo haberme contado esa noche que estuve en el museo de arte.

la reflexión que él plantea del espacio público está buenísima. Es un conflicto con el que, los que estamos involucrados de alguna manera en los estudios y manifestaciones culturales, estamos apuntando a trabajar, desde su propuesta se amplían las posibilidades de ver nuestra ciudad.

2. Julio - junio 9, 2009

Bueno pues gracias por el mensaje cualquier cosa podes encontrarme en el facebook Julio Gonzalez Sanchez
Saludos


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: